sábado, 2 de octubre de 2010

La solucion perfecta



Hoy estamos decididos a cambiar. Dejaremos atrás todos nuestros problemas. Pensaremos en un plan para pasárnoslo bien durante estos próximos años sin tener ningún bache. Empecemos.

Lo que aremos será coger un chicle y masticarlo con tanta fuerza que cada vez que aprietes los dientes para masticar, un problema se irá volando hacia el chicle, una vez el chicle este completamente lleno de problemas, haremos un pequeño globo con él y al fin, lo explotaremos.


Una vez hecho esto, todos los problemas habrán desaparecido, y volverás a vivir en el mundo alegre que siempre has querido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario